El gambito de rey

 

1. e4, e5 2.f4,...

 

El gambito de rey es una vieja gloria. Si bien  2. f4 se consideraba buena entre los caballeros del siglo XIX, con el tiempo y la evolución de la técnica defensiva la apertura ha ido adquiriendo una mala reputación. El gambito de rey sigue siendo una opción viable, pero no asegura ni ventaja ni ataque contra un defensor bien preparado.

2...., exf4

 

La prueba crítica de un gambito suele ser el aceptarlo, ello es una gran verdad. De hecho, no se amenaza 3. fxe5, dado que hay 3....., Dh4+  4. g3, Dxe4+, capturando una torre, de modo que las negras tienen cierta libertad de elegir la defensa. Sin embargo, el primer jugador puede obtener algo de ventaja contra todas las líneas en la que las negras rehúsan el peón.

2...., Ac5 3. Cf3, d6  4. Cc3, Cf6  5. Ac4, Cc6  6. d3, Ag4  7. Ca4, Ab6  8. Cxb6,  axb6  9. 0-0 da a las blancas ventaja sin riesgos.

2...., Cf6  3. Cf3, Cxe4  4. d3, Cc5  5. fxe5, d5  6. d4, Ce6  7. c4, Ab4+  8. Ad2, Axd2+  9. Dxd2, c6  10. Cc3, y las blancas tienen una provechosa ventaja de espacio.

2...., d5  3. exd5, e4  4. d3, Cf6  5. dxe4, Cxe4  6. Cf3, Ac5  7. De2, Af5  8. Cc3, De7  9. Ae3! es bueno para las blancas: 9...., Axe3  10. Dxe3, Cxc3  11. Dxe7+, Rxe7  12. bxc3, Axc2  13. Rd2, con fuerte iniciativa.

3. Cf3

La línea principal, pero hay algunas alternativas.

La primera es especialmente interesante.

3. Ac4!? la empleo Fischer, las negras han probado varias defensas dudosas  (3...., b5?!  4. Axb5, Dh4+), pero la línea más sólida  que tienen es 3..., Cf6  4. Cc3, c6 y estan completamente bien después de 5. Ab3, d5  6. exd5, cxd5  7. d4, Ad6  8. Cf3 ( 8. Cge2, 0-0  9. Axf4, era lo que sugería Fischer, pero luego de  9...., Axf4  10. Cxf4, Te8+  11. Cfe2, es obvio que las negras estan bien)  8...., 0-0  9. 0-0, Ae6.

3. Cc3  no ha sido mejor porque después de 3..., Dh4+  4. Re2, d5!  5. Cxd5, Ag4+  6. Cf3, las negras pueden seguir jugando con 6...., Ad6 o forzar el jaque perpetuo mediante 6..., Cc6  7. Cxc7+, Rd8  8. Cxa8, Ce5  9. h3, Axf3+  10. gxf3, Dg3  11. d4, Dxf3+  12. Re1, Dg3+.

3..., g5

3...., d6 la analizó Fischer en un artículo que escribió para Chess Life, en la que afirmaba que era la refutación del gambito de rey. Después de 4. d4, g5  5. h4, g4, el caballo debe retirarse, y el juego es incierto, puesto que 6. Cg5 fracasa por 6..., f6  7. Ch3, gxh3  8. Dh5+, Rd7  9. Axf4, De8  10. Df3, Rd8, con posibilidades mucho mejores para el bando negro, como analizó Fischer.

3...., h6!?, es una buena jugada en la práctica. Después de 4. d4, g5  5. Cc3 ( a 5. h4 puede contestarse 5...., Ag7) 5...., Ag7  6. g3, fxg3  7. hxg3, d6, el primer jugador pasa apuros para demostrar que tiene compensación suficiente porv el peón.

3...., Cf6  4. e5, Ch5 plantea un importante concepto dilatorio: las blancas tendrán grandes dificultades para recuperar el peón, pero pueden generar compensación suficiente con 5. d4, d5  6. c4, cc6  7. cxd5, Dxd5  8. Cc3, Ab4  9.Ae2.

3..., d5  4. exd5, Cf6 es la tentativa de igualar más nítida. Luego de 5. Ab5+, c6  6. dxc6, Cxc6  7. d4, Ad6, la partida está nivelada.

4. h4

4. Ac4, Ag7 (4..., g4  5. 0-0, gxf3  6. Dxf3 es el gambito Muzio, en el que el ataque blanco parece suficiente para dar jaque continuo, pero no más que eso, después de 6...., Df6  7. e5, Dxe5  8. Axf7+!?, Rxf7  9. d4, Dxd4+  10. Ae3, Df6  11. Axf4) 5. h4, h6  6. d4, d6 es parecido a la variante de 3...., h6.

4..., g4  5. Ce5,...

 

 

5...., Cf6

5...., d6 es menos ambiciosa. Después de 6. Cxg4, Cf6 las blancas deberían tomar el caballo, puesto que 7. Cf2?!, Tg8  8. d4, Ah6 es incómodo.

6. d4

6. Ac4, d5  7. exd5, ad6  8. d4, Ch5  9. 0-0, Dxh4  10. De1, Dxe1  11. Txe1, 0-0  12. Cc3 deja a las blancas con algo de compensación.

6..., d6  7. Cd3, Cxe4  8. Axf4, De7  9. Ae2, Cc6  10. c3, Af5

 

 

Las negras no tienen problemas: se enrocarán por el flanco de dama y tendrán un buen desarrollo y el rey a salvo.